(449) 2354516 - (55) 2789-5371 AVISO DE PRIVACIDAD

¿Qué es un Panel Solar y para que me sirve?

Group SAYA te ayuda a compreder un poco.

Panel Solar

Los paneles solares son dispositivos diseñados para captar parte de la radiación solar y convertirla en energía electrica para que pueda ser aprovechada por el ser humano, ahora les explicamos en qué consisten, sus beneficios y como se colocan.

Responsive image

Como ya hemos mencionado los paneles solares son unos dispositivos cuyo diseño permite recibir la luz que emite el sol. De este modo podemos utilizarlos como fuente de energía, ya que utilizan la luz solar que recogen los paneles y aplica para diversas funciones.

En su origen, los paneles solares se utilizaban principalmente en el espacio, y servían para que pudieran funcionar satélites y naves espaciales. En los últimos años ya se ha extendido su uso en muchas aplicaciones. Se utilizan en muchas casas y lugares donde no llega la red eléctrica y el sol es la mejor viabilidad para conseguirla.

¿Cómo funcionan?

El funcionamiento de los paneles solares se debe al proceso fotovoltaico. Este proceso se produce sobre materiales que son semiconductores y que previamente han sido tratados para ello, de modo que la incidencia de los rayos solares se acaba convirtiendo en electricidad.

Los paneles se forman por un conjunto de células fotovoltaicas que producen electricidad a partir de la luz solar.
El panel fotovoltaico será el conjunto de células sobre un soporte adecuado y que poseen los recubrimientos que le protegen de agentes atmosféricos.

Exiten paneles de energía solar térmica y paneles solares fotovoltaicos.

Paneles de energía solar térmica

  • Llamados colectores solares térmicos, convierten la luz en calor. Existen dos tipos de paneles solares térmicos: los colectores de agua y los de aire.
  • En los colectores de agua, el agua circula por los tubos provistos de aletas. Para obtener un mejor rendimiento, el conjunto se coloca en una caja de vidrio aislante ya que con esto se logra un efecto invernadero. Con buen sol, y si las necesidades de agua caliente son moderadas, una red simple puede ser suficiente. Las aletas, que forman lo que es llamado el absorbente, son calentadas por la radiación solar y transmiten su calor al agua que circula por los tubos. Los colectores de agua son utilizados para la calefacción y/o para producir agua caliente sanitaria.
  • En los colectores de aire, es el aire el que circula y se calienta en contacto con los absorbentes. El aire así caliente es después ventilado en los ambientes de calefacción o utilizado en los cobertizos para el secado de los productos agrícolas.

Paneles solares fotovoltaicos

  • Llamados módulos fotovoltaicos, convierten la luz en electricidad.
  • En ambos casos, los paneles son generalmente planos, con varios metros de anchura y de longitud. Están diseñados para facilitar su instalación y su precio se fija de manera que puedan ser utilizados tanto para aplicaciones domésticas como industriales.
  • Los paneles solares son los componentes básicos de la mayoría de los equipos de producción de energía solar. El interés por la utilización de paneles solares surge rápidamente cuando se sabe que un generador fotovoltaico de 329 km. podría cubrir la totalidad de las necesidades de electricidad del mundo.

Recomendaciones

Los paneles solares son una de las mejores soluciones para el autoabastecimiento o para usar como sistema de apoyo energético y reducir así nuestra factura de luz o calefacción. La colocación de paneles solares requiere de una inversión inicial que se va amortizando con el tiempo, normalmente los fabricantes aseguran que en un plazo de 5-7 años.

  • En primer lugar, debemos determinar si de verdad necesitamos los paneles solares, y si la instalación de éstos realmente nos va a permitir ahorrar en nuestra factura energética.
    Por lo que acabamos de decir, es también muy importante que sepas realmente cuál es la cantidad de energía que consumes en tu hogar, de modo que puedas saber con toda seguridad cuantos paneles debes instarla y así conseguir la energía extra que necesitas. Para ello, también tendrías que saber la cantidad de radiación media que existe en la zona donde quieres instalar los paneles solares, y la capacidad de estos.
  • Por otro lado, debemos tener muy claro cuál será el “tamaño” de nuestra instalación, es decir, cuánta energía necesitamos y pensamos producir, y cuántos paneles son necesarios para ello. Si vas a hacer una pequeña instalación simplemente para generar un poco de calor para el salón, bastará con uno o dos paneles que almacene un poco de energía. En cambio, si quieres una instalación que produzca energía como para poder autoabastecerte, necesitarás de un inversor o fuente externa de apoyo, además de un mayor número de paneles solares.
  • Lo siguiente sería informarse bien acerca de los paneles solares en sí mismos, ya que no existe mucho conocimiento sobre la energía solar en general y sobre los paneles solares en particular. Como con cualquier otro producto, no todos los paneles solares ni los fabricantes de paneles solares son lo mismo. Debemos acudir a una empresa de reputación probada, donde nos ayuden en todo lo necesario para la instalación, por ejemplo, recomendar qué tipos de paneles son más adecuados, los fijos o los móviles, o cuántos paneles se han de colocar para conseguir el nivel de abastecimiento que deseamos.
  • Responsive image

  • Otro de los factores fundamentales de los que dependen los paneles solares es de su ubicación, orientación e inclinación. La ubicación, evidentemente, debe ser un lugar donde incidan los rayos del sol el mayor número de horas posible. Además de elegir un buen lugar, los paneles solares deben estar correctamente orientados para aprovechar el mayor número de horas de sol de la zona. Y, por supuesto, deben tener una inclinación correcta para recoger la mayor cantidad posible de radiación solar. Sin cumplir estos requisitos, probablemente desperdiciaremos gran parte del rendimiento que son capaces de ofrecer los paneles solares.
    Sobre la orientación te diremos, que es evidente que sea siempre hacia donde los rayos de sol incidan durante un mayor tiempo de horas. Esto incluye orientarlos en la dirección correcta y con la inclinación adecuada. Además, es recomendables que evites todos aquellos elementos que puedan obstaculizar la recepción de los rayos solares por parte de los paneles, como por ejemplo los árboles, vegetación y como no otros edificios que quizás sean más altos que tu casa o el edificio en el que tu vivas.
    Los paneles solares no tienen una instalación y mantenimiento excesivamente complicados. En cualquier caso, si no te ves capaz de realizar la instalación tú mismo, acude siempre a una empresa que te asegure una correcta instalación (si es necesario, investiga sobre ellos en foros o webs). Esperamos que tengas suerte en tu propósito y que sea el primer paso para un autoabastecimiento limpia y respetuoso con el medio ambiente.

Beneficios

  • Los paneles solares se aprovechan de la energía de los rayos del sol, es decir, se trata de una energía renovable, al menos hasta que el sol se apague dentro de unos cuanto miles de millones de años. Es decir, la energía solar siempre va a estar ahí, a diferencia de los combustibles fósiles que se van agotando poco a poco.
  • La energía solar es una energía totalmente limpia, que no necesita de ningún tipo de proceso ni combustión para producir energía. La energía solar no provoca emisiones contaminantes a la atmósfera y, por tanto, ayuda a evitar el deterioro de la capa de ozono y a desacelerar las consecuencias del efecto invernadero.
  • Este tipo de paneles solares no necesita un especial mantenimiento, como sucede en las refinerías o en las plantas petrolíferas. No hay riesgo de fugas ni peligros graves para el medio ambiente, el ser humano, la flota o la fauna.
.